Arzobispo de Alepo, Siria, entregó en Barranquilla mensaje de fe a los países de América Latina que viven en conflicto

En su visita a Barranquilla el arzobispo de Alepo (Siria), Antoine Chahda, país donde se vivieron los estragos de la guerra civil, entregó un mensaje de fe a los países de América Latina que viven en conflicto.

Recordó el drama que enfrentó la población para enfrentar los ataques entre rebeldes y militares y cómo se aferraron en oración en la Virgen de Guadalupe.

“Soportamos cinco años sin agua, sin luz, sin gas, sin comunicación y niños sin colegio. Como iglesia tuvimos que abrir pozos en terrenos para dar a la gente el preciado líquido. Nuestras familias nos sabían si estaba la gente viva o muerta”, mencionó en su testimonio a los medios de comunicación al evocar esos años de terrorismo.

Pidió a Venezuela mantener fe y paciencia ante la crisis que enfrentan aunque no haya una guerra militar.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *