Vergonzosa goleada en Ecuador: Colombia cayó 6-1 por Eliminatoria

Colombia perdió la tarde de este martes 6-1 en su visita ante Ecuador, en un partido donde nunca jugó como un equipo competitivo y en el cual Carlos Queiroz quedó en evidencia ante su incapacidad para revertir la situación del juego y que parece condenar su salida al dejar a la tricolor vía a la eliminación.

El peor desastre de una Selección Colombia, en más de una década. Desde los tiempos de las infaustas eliminaciones seguidas desde Corea y Japón 2002, hasta Sudáfrica 2010, no se había visto una expresión futbolística tan mínima, tan pequeña, casi inexistente de juego en un equipo nacional.

Un enredado y completamente desconocido Carlos Queiroz le quedó grande dirigir a un grupo de futbolistas en un irregular nivel, ante dos escuadras serias y bien planteadas. Primero fue el horror del 3-0 en casa ante Uruguay y la tarde de este martes, el aplastante 6-1 a manos de una Ecuador que se burló de un rival competente.

Por vergüenza, la única duda que queda es saber en qué momento Carlos Queiroz renunciará o cuándo le pasarán la carta de despido. Pues lo que hizo -y hasta dejó de hacer- en Quito no dan para más. Desde una mala elección de jugadores, hasta su terca idea de despreciar los valores tradicionales del fútbol colombiano.

Luego de la humillación en Barranquilla, cuando menos se esperaba una reacción iniciando el juego. La misma fue sacarla de adentro de las redes. A los 6 minutos Robert Arboleda abrió la cuenta para los locales, luego de empujar al fondo de las redes tras una serie de rebotes.

A los dos minutos, llegó el baño de agua fría que pintó el panorama de lo que venía. Un mal saque de Camilo Vargas, que terminó tapando ante la lesión de última hora de David Ospina, terminó en un mano a mano de Ángel Mena, que la guardó en las redes para el 2-0.

Luego de entrar en un bache y tras una serie de cambios que bien podrían ser previniendo más goles, pero al mismo tiempo sin mucha lógica.

Queiroz sacó a Luis Díaz para meter al otro delantero Luis Suárez. También sacó de la cancha a Matheus Uribe y Johan Mujica para meter a Wilmar Barrios y Frank Fabra, respectivamente. Al final también sacó al debutante

Luis Orejuela para retrasar a Juan Guillermo Cuadrado como lateral y metió de delantero a Luis Muriel.

Al final del tejemaneje, Igual le llevó dos más para el camerino. A los 32 minutos Michael Estrada y luego a los 39, Xavier Arrega pusieron la diferencia en 4-0. A la escuadra nacional no le marcaron cuatro goles en un primer tiempo, desde 1977.

James Rodríguez, luego de un penal sancionado sobre Duván Zapata, maquilló un poco la vergüenza, luego de un cobro que por poco desperdició, tras rebotar la bola en el paral derecho y terminar entrando en cámara lenta.

Un 4-1 que no tenía perdón de ninguna clase.

Para cerrar el lamentable espectáculo, a los 78 minutos Gonzalo Plata siguió la cuenta con el 5-1, en una brillante jugada colectiva, taco incluido, que terminó en un zapatazo inatajable para Vargas. Plata salió expulsado inmediatamente por doble amarilla, al quitarse la camiseta para celebrar la anotación.

El último de una noche de horror, fue de Robert Arboleda que completó doblete, tras en el minuto 90+1, empujó la bola a las redes tras un rebote concedido por mel meta Vargas, luego de un tiro libre potente contra sus manos.

Con poco más que decir, salvo recordar que el próximo duelo será ante Brasil, por lo que se espera a continuación la salida de Carlos Queiroz. Vía renuncia o despido. Tal vez así se pueda revivir a un equipo muerto y que transita el camino de los eliminados.

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *