‘En esta nueva etapa se necesita que todos seamos parte de la solución, lavándonos las manos, respetando la distancia y usando tapabocas’

En un nuevo diálogo con expertos epidemiólogos para compartir con los ciudadanos cómo avanza el manejo de la emergencia por COVID-19 en Barranquilla, el alcalde Jaime Pumarejo Heins reiteró su llamado a la necesidad de que todos tengamos un comportamiento responsable.

El alcalde Pumarejo se conectó a través de las plataformas digitales, acompañado esta vez por el secretario de Desarrollo Económico, Ricardo Plata, y por los expertos epidemiólogos de la Universidad del Norte, Julián Fernández Niño y Jorge Acosta, y el decano de la Facultad de Medicina de esa misma institución, Hernando Baquero.

“Estamos preparados, nos vamos a preparar aún más. Colombia y Barranquilla están haciendo la tarea. Pero cada uno de nosotros tiene un papel que jugar aquí. Y por eso les decimos: depende de ti que salgamos de esta fortalecidos y lo más rápido posible. ¿Y cómo depende de ti? Lavándote las manos, manteniendo la distancia y usando el tapabocas sobre la nariz y la boca”, afirmó el mandatario distrital.

El alcalde envió un mensaje a los ciudadanos ante la incertidumbre de lo que sucederá después del 25 de mayo. “Mucha gente se pregunta qué va a pasar el 25 de mayo, pero no vamos a poder volver a la vida que conocíamos, no vamos todos a salir a la calle y devolvernos a nuestra vida normal, ni siquiera a algo parecido. Esto es un proceso y lo que sucede es que estamos abriendo poco a poco sectores de la economía para que vuelvan a trabajar y algunos, como la actividad física, podrán ir abriendo otro tipo de actividades que representen bajo riesgo y que nos permitan tener una vida social y lúdica sin exponernos a contagios masivos. La próxima etapa será un llamado a que el que salga, lo haga de manera segura. Más allá de cualquier protocolo en tu empresa, más allá de cualquier orden. Si usas un tapabocas, si mantienes la distancia física vas a evitar contagiarte y vas a evitar llevar el virus a tu casa. Si logras eso serás parte de la solución”.

Búsqueda activa

El alcalde Jaime Pumarejo explicó que desde la Administración Distrital “estamos buscando activamente a las personas contagiadas y les hacemos pruebas a sus familias, a las personas con las que tuvo contacto e inclusive a los vecinos. Eso nos permite rápidamente identificar los casos, por eso no nos da miedo el escalamiento en el número de casos porque los estamos identificando a tiempo, y no cuando es muy tarde. En este momento estamos haciendo lo que indican los protocolos y es la búsqueda activa”, explicó.

Enfatizó que la mayoría de las pruebas que se han realizado hasta el momento a los ciudadanos han dado negativo. “De las 7.300 pruebas que se han tomado tenemos 917 contagios confirmados. Eso quiere decir que la gran mayoría de pruebas que realizamos resultan negativas, pero lo más interesante es que de los 917 confirmados 33 personas están en hospitalización y 7 están en UCI. Es decir, de los totales solo el 4% resulta en hospitalización y el 1% en UCI. Esa es la tasa que debemos estar mirando día a día, porque esa es la tasa que nos dice si podemos responder clínicamente”.

Ante estos casos identificados en los distintos barrios de la ciudad, el alcalde indicó que se realiza un trabajo en conjunto con los Caminantes de la salud, de la Secretaría de Salud distrital, y la Policía Metropolitana.

Control y pedagogía

“Hemos formado una cuadrícula barrio a barrio de los puntos donde hay mayor número de casos y cómo los vamos a controlar. Es decir, con la Policía y las patrullas COVID vamos a hacer un mayor control y mayor pedagogía. Llegaremos con vigías y Caminantes de la salud a decirle a la gente cómo se deben comportar y cómo deben salir frente a la pandemia, la distancia física, el lavado de manos. Se van a regalar tapabocas a quien no tenga. Son 180 Caminantes de la salud que hoy hacen pedagogía en esos barrios priorizados. La Policía también llega a asegurar que haya mayor control”, advirtió el alcalde.

En su intervención, el epidemiólogo Julián Fernández expuso que “estamos en una fase muy temprana de la pandemia. El hecho de que hayan pasado tantos días desde el primer caso puede dar la impresión de que estamos muy avanzados, pero lo cierto es que hasta hora está comenzando porque la cuarentena, haciendo medida de supresión, frena el incremento de la curva antes que comenzara, lo que generó que el pico fuera desplazado. Probablemente vamos a tener varios picos, lo que podría generar varias cuarentenas intermitentes. La gran mayoría de los ciudadanos nos vamos a contagiar, ciertamente una proporción muy importante va a ser asintomática y una proporción será leve”.

Responder con capacidad hospitalaria

Por su parte, el decano de la Facultad de Medicina de la Universidad del Norte, Hernando Baquero, indicó que “Barranquilla y Soledad van un poco más adelante en los contagios y eso nos coloca en el escenario de saber cómo estamos respondiendo nosotros ahora con nuestra capacidad hospitalaria para poder atender ese adelantamiento que tenemos nosotros temporalmente en la pandemia”.

El experto añadió que deben continuar las estrategias para poder intervenir a tiempo al personal que esté en riesgo de contagio. “Tenemos que estar atentos a las estrategias que están montadas desde la Alcaldía de Barranquilla, desde la Secretaría de Salud, para que empecemos a identificar dónde están esos ‘cluster’ y qué personal de riesgo está ahí y cómo empezamos a hacer intervenciones puntuales sobre estas personas que tienen mayor riesgo de desarrollar cuadros severos”.

Medidas adoptadas son correctas

Asimismo, Baquero hizo un reconocimiento de las acciones implementadas desde la Administración Distrital: “Las medidas que se han tomado han sido las correctas. El alcalde ha sido oportuno en la toma de decisiones. Una de ellas fue cancelar la asamblea del BID. Esto era importante para la ciudad y para el país, y el alcalde privilegió la salud de los barranquilleros, privilegió la seguridad de nuestra población. Son medidas que se han tomado oportunamente para prevenir a la población y para intentar disminuir la probabilidad de que esta enfermedad tenga un impacto desastroso sobre nuestras poblaciones”.

El decano consideró que Barranquilla debe concentrarse, en esta nueva etapa, en cuatro grandes líneas de trabajo: “Primero, es poder hacer pruebas en tiempo real para poder diagnosticar de manera oportuna el mayor número de pacientes. Segundo, la educación de la población, que debe ser consciente del riesgo que tenemos con esta pandemia y las acciones que debemos emprender para cuidarnos nosotros con mucha responsabilidad y además con solidaridad. La tercera es tener al día la capacidad hospitalaria. Y la cuarta es que esta situación la tenemos que enfrentar unidos. Esto es entre todos, todos debemos sumar, todos debemos aportar, no con ideas, no con promesas, sino con acciones. Nos tenemos que convocar todos para sacar adelante esta situación”.

Vigilar indicadores

A su turno, el epidemiólogo Jorge Acosta expresó que se deben vigilar algunos indicadores, como “el tema de morbilidad de los pacientes que van apareciendo positivos. A medida que el número de días para duplicar los casos se haga más corto, por supuesto que nos prenderá las alarmas. El tema de mortalidad y letalidad es clave también, porque eso nos está dando noticias de cómo está funcionando la red de servicios, entender si el tiempo que estuvimos en cuarentena para mejorar los servicios de salud realmente funcionó. El otro tema es evaluar la hospitalización y los cuidados intensivos para saber cómo se están manejando. El número reproductivo efectivo que explica cuántos pacientes se infectan también debe mantenerse lo más cercano a 1, porque si cualquiera de estos indicadores se dispara, la condición que viene sería desastrosa”.

Reactivación de la economía

Durante la transmisión en vivo, el secretario de Desarrollo Económico, Ricardo Plata, explicó que desde la Alcaldía de Barranquilla en los últimos días se han tomado varias medidas que permiten el regreso seguro y rápido de las empresas.

“Lo primero es que ya tenemos 4.200 empresas registradas que llevan a casi 95.000 empleados en toda la ciudad, casi la mitad de esas empresas corresponden al sector de construcción y manufacturas. La otra mitad se encuentra en los sectores exceptuados que han empezado a trabajar progresivamente como las librerías, concesionarios de vehículos y otros comercios. Adicionalmente, para poder preparar a las empresas hemos ofrecido 5.000 cursos gratuitos, de los cuales ya tenemos 3.500 empresas registradas”, explicó el funcionario.

El secretario añadió que “tenemos un sistema de registro que es donde la gran mayoría de las empresas ya han hecho su autodeclaración de cumplimiento de los protocolos de bioseguridad, y también un sistema de verificación de circulación que estaremos implementando esta semana de la mano de la Secretaría de Gobierno, Policía, Control Urbano y la Secretaría de Salud”.

Anunció que “de igual manera, vamos a trabajar con la Unidad de Apoyo al Empresario y nuestro aliado la Universidad Simón Bolívar para capacitar a más de 40.000 trabajadores informales, microempresarios e independientes para que implementen de manera apropiada los protocolos de biosegurida. Para eso construiremos, de la mano de nuestros asesores técnicos, unos protocolos microsectoriales específicos para esos sectores que todavía no han abierto, vamos a acompañarlos y llevarlos de la mano a través de capacitaciones para que los puedan implementar y vamos a hacer una convocatoria abierta de innovación para poder cambiar la manera en que hacemos nuestro trabajo del día a día para hacerlo más seguro”.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *